Una eminencia en el mundo de la Musicología

Una eminencia en el mundo de la Musicología

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

Infatigable, perfeccionista y políglota.

José López-Calo tiene 93 años.

Desde los 11 es un apasionado de Las mil y una noches, tiene la colección en su biblioteca personal.

Justo al lado, códices originales del siglo XV.

Se ordenó sacerdote en la Compañía de Jesús en 1955.

Posee seis títulos universitarios, pero él se declara musicólogo.

Lleva más de sesenta años transcribiendo la música de las catedrales.

El 11 de agosto ofrecerá una ponencia en el Hostal dos Reis Católicos sobre sus recuerdos personales en los cursos universitarios e internacionales Música en Compostela, en los que Calo participa desde el primer día de hace 58 años.

-¿Cómo surgió Música en Compostela?

-Nació por incitativa del diplomático Miguel Ruiz y del músico Andrés Segovia.

Estos cursos buscan estudiar e interpretar la música española, para también proyectarla al exterior.

Eligieron Santiago como ciudad representativa española.

-¿Y cuándo empezó a participar en los cursos?

-Entré en contacto con Música en Compostela casi sin querer en el año 1957, recién sacerdote.

Había terminado mi primer año de Musicología en Roma y allí tuve un maestro extraordinario, Higinio Anglés.

Le dedico una sala de mi biblioteca.

Mientras yo estaba trabajando en el archivo de música de la Catedral de Santiago, me enteré de que iba a haber unas conferencias y una de ellas la daba Anglés.

Lógicamente asistí.

-¿Se acuerda de la ponencia de Anglés?

-Fue sobre el famosísimo Códice Calixtino, que Anglés había estudiado mucho.

Recuerdo que, incluso, la Catedral permitió por primera vez que el Códice saliera para ir a Música en Compostela.

-¿Por qué empezó a escribir los cuadernos de Música en Compostela?

-El pianista Antonio Iglesias nos pidió a mí, a Carlos Villanueva y Joam Trillo, exalumnos míos, que le ayudásemos en sus estudios.

De ahí salieron los cuadernos.

-Usted tiene un especial protagonismo este año en los cursos.

-El director, Agustín León Ara, quiso, como testigo único de los casi 60 años, que yo diese a conocer la historia de estos cursos.

Le propuse poder tener una conferencia.

La voy a titular Música en Compostela: 58 años. Recuerdos personales.

También soy el responsable de un concierto en homenaje a nuestra Catedral.

-Será en el propio monumento...

-No, desgraciadamente no podemos con tanto lío que hay.

Será en el Hostal dos Reis Católicos.

-¿Cómo será el concierto?

-Va a ser muy complejo. Habrá un motete policoral, con tres coros que cantarán simultáneamente.

Una de las composiciones la compuso el maestro de capilla de la Catedral en 1707 para la inauguración de la iglesia de San Pelayo.

Será música barroca.

Queremos hacer una reproducción totalmente histórica.

-¿Cuándo apareció su interés por la música medieval?

-En el año 53, poco antes de ser sacerdote.

En una escuela de música religiosa en Madrid el padre Samuel Rubio nos hablaba del misterio del siglo XVII.

También a través de Anglés. Cuando en el 55 volví a Santiago tuve el Códice Calixtino en mis manos y acceso al archivo de música.

Así que decidí transcribirlo a partitura moderna siguiendo las teorías de mi profesor.

Pero eso no pegaba ni con cola.

Entonces apliqué principios que me habían enseñado e inventé otra teoría.

-¿Y lo consiguió?

-Finalmente sí.

De tal manera que en el año 82 la Fundación Barrié publicó mi libro La música medieval en Galicia.

En el 90, en un congreso internacional sobre música medieval en la universidad de Pittsburgh, me encontré en la vitrina de los tesoros bibliográficos mi obra.

Por la tarde la procesión entró al recinto tocando una pieza con mi transcripción. Fue emocionante.

José López-Calo musicólogo que participa en los cursos desde su primera edición «La Catedral permitió que el Códice saliera para ir a Música en Compostela».

Entrevista realizada por SARA P. SEIJO para lavozdegalicia

José López-Calo

Nació en Nebra (Puerto del Son, La Coruña) en 1922.

Sacerdote jesuita.

Estudió la carrera eclesiástica en el Seminario de Santiago de Compostela y en la Compañía de Jesús, en la que ingresó en 1942. Licenciado en Filosofía (Universidad Pontificia de Comillas) y en Teología (Facultad de Teología de Granada).

Doctor en Filosofía y Letras (Licenciatura en la Universidad de Granada, Doctorado en la de Santiago de Compostela) y en Musicología (Roma).

Estudió Musicología en el Pontificio Instituto de Música Sagrada de Roma, donde tuvo como profesor principal al eminente musicólogo Mons.

Higinio Anglés y donde se doctoró en 1962 con la tesis “La Música en la catedral de Granada en el siglo XVI”.

Fue Profesor de Musicología (1965-1970) y Vicerrector (1967-1970) en el Pon-tificio Instituto de Música Sagrada de Roma.

Secretario General de la Sociedad Internacional de Música Sagrada (1963-1968).

Asesor musical de Radio Vaticana (1963-1970).

Desde 1973 Profesor Agregado, y luego Catedrático, de Historia de la Música en la Universidad de Santiago de Compostela, donde es Profesor Emérito desde su jubilación.

Miembro de numerosas Academias y Sociedades Internacionales de Musicología.

Socio Fundador de las Sociedades Nacionales de Musicología de Italia y España, fue varios años Vicepresidente de esta última.

Es Académico Numerario de la Real Academia Gallega de Bellas Artes y Correspondiente de la de San Fernando y de las Academias de Bellas Artes de Granada, de Segovia, Sevilla y Valladolid.

Autor de más de 60 libros de musicología y de más de 250 artículos en las principales revistas de musicología del mundo, así como en enciclopedias y en los principales diccionarios de música del mundo, entre los que destacan sus colaboraciones al diccionario alemán “Die Musik in Geschichte und Gegenwart”, y en el “The New Grove Dictionary of Music and Musicians”, para el que escribió más de 200 voces sobre música y músicos españoles.

Entre su producción destacan sus numerosos catálogos y documentarios de los archivos de las principales catedrales españolas (Ávila, Burgos, Calahorra, Granada – catedral y capilla real -, Palencia, Plasencia, Santo Domingo de La Calzada, Santiago de Compostela, Segovia, Valladolid y Zamora).

Está en posesión de numerosas condecoraciones, nacionales e internaciona-les, entre las que destaca la Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes, que S. M. el Rey le impuso en mayo de 1989. En 2002 la Xunta de Galicia le confi-rió el Premio das Letras e Artes de Galicia.

Desde el año 1988 es profesor de Musicología en los cursos Universitarios Internacionales de “Música en Compostela”.

3 Comentarios sobre “Una eminencia en el mundo de la Musicología”

  1. He leído dos libros suyos: El de Alianza Música y el que trata de la Música Gallega. Una maravilla

  2. Esther Cal dice:

    Cuantos recuerdos tengo del trabajo que hicimos en el archivo de la catedral de Burgos. Muchos recuerdos y un gran abrazo P. Calo

Escribir un comentario



  • Compositores

    Juan del Encina

    Juan del Encina Quizás si algún día buscando entre legajos encontramos alguna frase referida a Zerbantes, sonreiremos y seguiremos...

    septiembre 25th, 2018 | Leer más