La música antigua ha echado raíces

La música antigua ha echado raíces

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

Culmina entre éxitos la música antigua internacional y emergente de ECOS Festival, la tercera edición del festival de música antigua de Sierra Espuña, celebrada entre el 18 y el 28 de julio y dirigida por Jorge Losana.

La calidad de los conciertos y la profesionalidad de los ensembles participantes protagonizan el balance de estas dos últimas semanas, en las que centenares de personas acudieron a los municipios de Sierra Espuña, un paraje natural ubicado en la Región de Murcia, para asistir a los eventos programados por ECOS Festival.

Entre ellos destacó la inauguración de ECOS Festival, una apuesta de tiorba y guitarra barroca de Daniel Zapico y Pablo Zapico celebrada en un enclave natural único: el paraje del Estrecho de la Agualeja, ubicado en Aledo.

null

Con su programa ‘Mediterránea: Danzas españolas e italianas del Barroco’, diseñado con arreglos propios de las obras de Gaspar Sanz, Santiago de Murcia, Gio G. Kapsperger, Francesco Corbetta y Giovanni Battista Vitali; los hermanos asturianos abrieron la programación de ECOS Festival en una sesión doble que agotó por completo todas las entradas.

Gracias a ECOS Festival, los seis municipios que componen la Mancomunidad de Sierra Espuña (Aledo, Alhama de Murcia, Librilla, Mula, Pliego y Totana) han podido disfrutar de numerosas experiencias de música antigua.

Entre ellas cabe resaltar, por su maestría y profesionalidad con las cuerdas y su prestigio internacional, el concierto de los violinistas argentinos Manfredo Kraemer y Guadalupe del Moral, quienes interpretaron el pasado viernes el programa ‘Tres Siglos, Dos Continentes’, con partituras de origen francés, húngaro, francés, brasileño y argentino.

Tras dos semanas de música antigua, la velada ‘Early Music Nigth’ culminó el pasado sábado con la programación de ECOS Festival.

Una noche en la que la música sonó durante más de cuatro horas con los conciertos consecutivos de los grupos Ars Quartetae, L’Ampastratta, Imaginario Barroco y Quartteto Nero, marcados por discurrir en un ambiente distendido.

Los ensembles, de origen valenciano, argentino y polaco, pusieron el broche de oro a esta magnífica experiencia con una ‘jam session’ en la que improvisaron música antigua en conjunto, una interpretación muy valorada por los asistentes.

CONSOLIDACIÓN DE LA ACADEMIA INTERNACIONAL

ECOS Festival sirve como lanzadera cada año para grupos emergentes de música antigua gracias a su residencia y academia internacional.

En esta edición, los seleccionados para vivir esta oportunidad, fueron el grupo valenciano L’Ampastratta; el trío de flauta de pico, clave y cello Imaginario Barroco (Argentina), y el cuarteto femenino Quartetto Nero (Polonia).

Durante una semana, los tres pudieron disfrutar de su estancia musical en ECOS Festival, en la que disfrutaron de clases personalizadas de Manfredo Kraemer, protagonizaron sesiones audiovisuales de promoción y recibieron asesoramiento en comunicación y márketing gracias a la colaboración de ECOS Festival con la red europea de jóvenes grupos de música antigua NOEME.

Además de sus actividades, los tres grupos ofrecieron conciertos en enclaves emblemáticos de Totana, Casas Nuevas y Pliego; unas citas destacadas por la gran acogida que les brindó el público murciano.

En su concierto, Quartetto Nero interpretó obras del ‘Clasicismo y Barroco Alemán’, con piezas de Georg Philipp Telemmann y Joseph Haydn; Imaginario Barroco ofreció una selección de obras históricamente informadas de Bach, Händel, Telemann, Corelli, Barsanti, Geminiani y Couperin, entre otros; mientras que L’Ampastratta sorprendió con un programa renacentista y barroco compuesto por piezas de Roberto Morton, Vicenzo Ruffo, Diego Ortiz, Perre Arraignant, Luys de Narváez, Adam de la Halle, Andrea Falconieri, Tarquinio Merula y Juan del Enzina.

La asistencia ha sido uno de los puntos más sorprendentes durante esta edición de ECOS Festival, en la que se agotaron entradas para varios conciertos y se completaron los aforos casi al máximo de su capacidad.

En varias ocasiones se colgó el cartel de ‘sold out’, como sucedió en concierto de inauguración, de Daniel Zapico y Pablo Zapico.

Al mismo nivel estuvo la cita con el ensemble Les Tambourins, el viernes día 20 en el Museo Arqueológico Los Baños (Alhama de Murcia), y el concierto del Ensemble ECOS de Sierra Espuña, formación representante del festival, celebrado el domingo día 22 en el Santuario de Santa Eulalia (Totana).

RECUPERACIÓN DEL PATRIMONIO

Una de las mayores muestras de música antigua de ECOS Festival llegó de la mano del Ensemble ECOS de Sierra Espuña, formación representante del festival.

Una representación musical inigualable y exclusiva en la que, gracias a la colaboración de Early Music Project con el Centro Superior de Investigaciones Científicas, el ensemble sorprendió durante casi una hora con ‘Vísperas de la Catedral de Orihuela‘, cantos del siglo XVII interpretados bajo la dirección de Jorge Losana.

El ensemble estuvo conformado por las voces de Inés Alonso y Laura Martínez (sopranos), Paola Gutiérrez y Samuel Tapia (altos), Carlos Gómez y Alejandro López (tenores), Albert Cabero y Valentín Miralles (bajos), Eduardo Martínez y Daniel Alarcón, (canto llano); acompañados al órgano por Luis Cantó.

Entre la oferta musical de este 2018 en ECOS Festival destacó el concierto del grupo Les Tambourins, una formación internacional que acudió por segunda vez a Sierra Espuña.

Afincado en La Haya, este ensemble ya fue residente en la edición de 2017; desde entonces, el trío ha visto despegar su carrera profesional durante este con diferentes participaciones profesionales en ciudades europeas entre las que destacan Göttingen, Utrech y Brujas.

En su concierto, desarrollado en Alhama de Murcia, ofrecieron ‘Obras del Barroco Francés‘ con piezas de Marin Marais, François Couperin, JeanFéry Rebel y Jean Philippe Rameau.

Una de las citas más especiales de este ECOS Festival fue la del ensemble Cantoría, una agrupación vocal nacida en la primera edición del festival y formada por la soprano madrileña Inés Alonso, el contratenor canario Samuel Tapia, el tenor y director del grupo Jorge Losana y el bajo murciano Valentín Miralles.

Cantoría interpretó su nuevo programa ‘Lenguas Malas’ en el municipio de Librilla, una propuesta de música profana que habla del deseo, el pecado, la pureza, las habladurías y los cotilleos en el siglo XVI.


LOS CONCIERTOS INFANTILES

Además del trabajo junto a los grupos residentes, Manfredo Kraemer impartió el Taller de Música de Cámara, programado como oferta formativa de la academia internacional de ECOS Festival.

Los seleccionados para participar en la formación del maestro argentino fueron los grupos L’Ampastratta (Valencia), Ars Quartetae (Murcia) y un conjunto de músicos de la Orquesta de la Universidad de Murcia.

Ellos ofrecieron los conciertos infantiles del proyecto ‘Early Music Kids‘ entre el 23 y el 27 de julio, una programación diseñada especialmente para los más pequeños en ECOS Festival.

No hay comentarios sobre “La música antigua ha echado raíces”

Añadir un comentario.

Escribir un comentario



  • Compositores

    Juan del Encina

    Juan del Encina Quizás si algún día buscando entre legajos encontramos alguna frase referida a Zerbantes, sonreiremos y seguiremos...

    noviembre 27th, 2018 | Leer más