El Códice de Las Huelgas: tal vez el manuscrito más importante de la historia musical medieval

El Códice de Las Huelgas: tal vez el manuscrito más importante de la historia musical medieval

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

En el Monasterio cisterciense femenino de clausura de Santa María la Real de Las Huelgas, en Burgos, se preservan 150 libros supervivientes al paso del tiempo, pero el más famoso es un códice musical manuscrito muy importante por diferentes características, el Codex Las Huelgas.

Es el único manuscrito polifónico de la Edad Media que todavía se conserva en el lugar de origen y pertenece a la misma orden donde fue copiado hace más de siete siglos

Este libro manuscrito es conocido entre los bibliófilos y los musicólogos como Codex Las Huelgas, Codex IX o Hu.

Contiene piezas musicales de naturaleza religiosa compuestas entre los siglos XII y XIV.

Ciertamente consiste en un repertorio polifónico occidental del Ars Antiqua.

Este arte musical “antiguo” se caracteriza por contener los siguientes estilos: motete, conductus, organum y secuencia, y se corresponde al período medieval de la Historia de la música occidental.

Codex Las Huelgas, Codex IX o Hu

Es un manuscrito de gran formato (461 x 410 mm), compuesto por 170 folios, encuadernado con tapas de madera de 1 cm de grosor y forradas de piel.

El códice está articulado por 19 fascículos (cuadernos) de pergamino, mediante la combinación de quiniones, quaterniones, terniones y bifolios, al igual que el resto de códices medievales, independientemente de su naturaleza cartularística, gramatical, religiosa o litúrgica.

Contiene letras iniciales en color preferentemente rojo y azul, incluso se encuentran en color marrón, pero en menor grado.

Está escrito por varias manos.

La mano principal puede que se corresponda con la figura de Johannes Roderici (esp. Juan Rodríguez), que además de ser el scriptor que transcribió la mayoría de las piezas a partir de un códice o un acervo de fragmentos más antiguos, sabemos que fue un experto clérigo musicólogo autor de otras obras musicales.

Se sabe que retocó algunos de los tenores originales de los motetes.

Este clérigo litterati transcribió la obra usando la notación mensural, hecho que ha facilitado la transcripción del códice y su comparación con la notación moderna.

Este método de transcripción ha ayudado también mucho en la transcripción de otros manuscritos musicales con notación cuadrada, tanto españoles como del resto de Europa.

El manuscrito fue copiado a comienzos del siglo XIV, hacia 1325, durante el abadiazgo de María González de Agüero (1319-1338).

Se le reconoce la singularidad de ser el único manuscrito polifónico medieval que se ha conservado en su mismo lugar de origen en que fue creado o mandado compilar, y de hecho ha servido para la realización de los oficios divinos cantados de la comunidad de madres cistercienses de Las Huelgas.

El códice, más que descubierto, fue identificado y valorado en su singularidad en 1904 por los monjes benedictinos del también monasterio burgalés de Silos, Luciano Serrano y Casiano Rojo, durante un inventario y estudio de códices gregorianos por las diferentes bibliotecas y archivos eclesiásticos y civiles de España.

Fue dado a conocer en 1931 por el musicólogo catalán Higinio Anglés, que realizó un estudio crítico y aportó un facsímil del manuscrito.

Codex Las Huelgas: Partituras.

La música se presenta tanto en forma de partituras como en partes separadas.

La notación es franconiana, con algunas anomalías propias y exclusivas de este códice, que los expertos explican mediante una posible falta de familiaridad del transcriptor o los compositores con la teoría de Franco de Colonia (teoría franconiana), la usual en los otros códices coetáneos; o bien, debido a una tradición española propia y especial.

El contenido del códice de Las Huelgas es siempre litúrgico, abarcando casi todas las formas musicales del momento.

Es un manuscrito fundamental para el conocimiento de la práctica polifónica en España.

Todas las piezas pertenecen al canto gradual y no al Antifonario; es decir, que debían interpretarse en la Misa, y no en el Oficio divino.

2 Comentarios sobre “El Códice de Las Huelgas: tal vez el manuscrito más importante de la historia musical medieval”

  1. Carlos Piris Niño dice:

    Genial Montserrat Figueras ¡como siempre!

  2. Antonia Rubio dice:

    Es una maravilla y un gusto oír este tipo de música, gracias por hacernos pasar tan buenos momentos oyendola

Escribir un comentario