L’Arcàdia presenta “Membra Jesu nostri” de Buxtehude

L’Arcàdia presenta “Membra Jesu nostri” de Buxtehude

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

Entre las sorpresas de esta nueva edición del X Ciclo de Música sacra de Sagunto -”Sagunt in excelsis“- se ha encontrado la programación de una obra muy habitual en los repertorios extranjeros y, paradójicamente, poco usual en los circuitos españoles: Membra Jesu nostri de Dietrich Buxtehude -BWV 75-. (Por cierto, recabando  información en la red, he visto que parte de estas cantatas que integran la obra de Buxtehude han formado también parte de los conciertos de Semana Santa patrocinados por el Gobierno de Aragón y, en este caso, de profesores y alumnos del Departamento de Música Antigua del Conservatorio Profesional de Zaragoza).

La interpretación, realizada el pasado Domingo de Ramos en la iglesia saguntina del Buen Suceso, corrió a cargo de  L’Arcàdia, una formación joven por la fecha de su creación (2013) y por la edad de sus integrantes, pero madura por la calidad y seriedad de su acercamiento a esta pieza de belleza exuberante.

Uno de los grandes aciertos de Francesc Gamón, el fundador, director y responsable de L’Arcàdia, ha sido la elección y administración de los tempi, bien ajustados al carácter de la música y del material poético.

Y esta no es una cuestión fácil, como se podrá comprobar en las variadas versiones  grabadas, muchas de ellas de fácil localización en  la web, ya que la delicada factura compositiva de estas cantatas requiere una ejecución igualmente sutil, que sepa acomodar su fluir al paisaje visual, sensorial y afectivo planteado en el texto.

Un ejemplo que puede servir para ilustrar lo dicho es la cantata “Ad manus” : tras la exposición del incipit  ”Quid sunt plagae istae?” por parte de las dos sopranos, interviene el coro repitiéndolo; algunas versiones discográficas optan por cambiar la dinámica de este último pasaje, imprimiéndole mayor rapidez quizá para reforzar el contraste entre parte solísticas y corales.

Gamón, en cambio , lo  acelera mínimamente, acentuando el tono de admiración y sorpresa de la comunidad creyente.

La interpretación de L’Arcàdia se ha caracterizado por la creación de una atmósfera de serenidad contemplativa, despojadas de grandes sobresaltos -como, por otra parte,  lo está el texto-, asemejándose en este criterio al de formaciones tan destacadas como las de John Eliot Gardiner,  Ton Koopman o Masaaki Suzuki, con un planteamiento donde prima más el tratamiento del acento  que el de las dinámicas.

La solvencia de los cantantes ha sido otro de los valores añadidos en la apuesta de este prometedor ensemble de música antigua, sobre la que ha descansado el peso de la interpretación de la partitura, en las partes solistas y en las de ripieno . Voces bien empastadas, con buena proyección, precioso timbre (la de Mikel Uskola, un descubrimiento en este sentido)  y, en general, dominio técnico.

La ejecución instrumental también merece  ser destacada; Gamón ha adoptado un bajo continuo compuesto por órgano, violonchelo, contrabajo y tiorba, variando la combinación de éstos en consonancia con la semántica músico-textual.

Así pues estamos de enhorabuena con este estupendo acercamiento a  una de las cimas musicales de la devoción “pietista” alemana, una pieza íntima, que derrocha ternura  y emoción en la contemplación del Descendido de la Cruz.

Y digo “Descendido” porque si Cristo estuviera en la cruz  carecería de sentido, a mi modo de ver, el recorrido que propone la partitura de Buxtehude, ya que realiza un camino ascendente de los pies a la cabeza, según planea el orden de sus cantatas – “Ad pedes”, “Ad genua”, “Ad manus”, “Ad latus”, “Ad pectus”, “Ad cor” y “Ad faciem”- , aunque hoy día sepamos que su destinatario, el músico Gustav Dübben las interpretara por separado (y, en este sentido, no siguiendo su orden originario).

Pero tal y como justifican sus estudiosos, tanto el “Amen” conclusivo como diversas noticias sobre la posible ejecución  por su mismo autor o bien  el Domingo de Ramos o  bien una de las “Abendmusik” de la Semana de Pasión avalan la tesis de una serie o ciclo sujeto a ese plan estructural . 

Intérpretes: Francesc Gamón (director), Aurora Peña y Elia Casanova (sopranos), Mikel Uskola (alto), Alberto Guardiola (tenor), Vicent Antequera (bajo), Fernando Pascual y Marcos Sanjuán (violines), Isabel López y José Manuel León (violas) Pere Joan Carrascosa ( violonchelo), David Molina (contrabajo), Robert Cases (tiorba), Arturo Barba (órgano)

2 Comentarios sobre “L’Arcàdia presenta “Membra Jesu nostri” de Buxtehude”

  1. los que nos perdimos el concierto, para cuándo el próximo????

  2. L'Arcàdia dice:

    Estamos ya trabajando en nuestros próximos proyectos. ¡Os mantendremos informados!

Escribir un comentario



  • Compositores

    Juan del Encina

    Juan del Encina Quizás si algún día buscando entre legajos encontramos alguna frase referida a Zerbantes, sonreiremos y seguiremos...

    noviembre 27th, 2018 | Leer más