La nueva generación de la Música Antigua

La nueva generación de la Música Antigua

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

Para gustos, se dice que hay colores, pero no edades.

La inocencia de la infancia y el arte de la música se juntaron ayer en el Antiguo Instituto con motivo del Peque Festival Antiguo.

Un espectáculo musical y teatral dedicado a la vihuela, instrumento español del Renacimiento, que sirvió de colofón a una semana de taller en el que los menores se introdujeron en la música antigua.

Niños y niñas de entre 6 y 12 años dieron rienda suelta a su vena artística y disfrazados con trajes de época simulados, con lechuguillas y casacas de reciclaje, representaron un relato que narra el nacimiento del instrumento encarnando los personajes que dan vida a la fábula.

“El cuento narra la historia del origen de la vihuela, mezclando realidad y ficción”, aclaró Noemí González, de 40 años, miembro del grupo de música antigua “De palacio vengo”, que acompañó y complementó, junto con una narradora y durante toda la representación, a los pequeños.

Los músicos tocaron instrumentos como el chalumeau o el tambor renacentista.

“Desde el lunes hemos estado ensayando con los niños, combinando construcción, interpretación y danza”, comenta González.

El objetivo del proyecto ha sido llegar a un aprendizaje mayormente práctico, tal y como explicó una de las promotoras, Ana Belén Rodríguez, narradora del acto, pues “los niños y niñas han tenido la posibilidad de ver cómo el violero Carlos Ardura en directo fabricarba una vihuela, y pudieron ayudarle en el proceso.

Es algo a lo que muy pocos tienen acceso”.

Fabricación que resultó accesible para los chiquillos al estar elaborado el instrumento con cartón y madera.

Fue la de esta semana una experiencia pionera en el mundo de los festivales de música antigua, en la que pequeños y mayores disfrutaron durante todo el proceso: “Trabajar con niños es maravilloso. Han recibido el cuento con mucho entusiasmo y el hecho de elaborar ellos mismos una vihuela les ha encantado”, contaba satisfecha González.

Por su parte, los más pequeños también manifestaron su alegría antes, durante y tras la representación, sin poder borrar la sonrisa de la cara.

“Mi momento favorito ha sido el baile, aunque imitar al dragón fue difícil”, declaró Cristina Safaryan, de 7 años, mientras su compañera Alba Fernández Pawahton, de 8, reconocía haber “disfrutado con los aplausos del público”.

El proyecto nace de la necesidad de crear una mayor y, ante todo, mejor cultura musical, pues “si escuchamos solo un tipo de música, como por ejemplo el reaggeton, no tendremos acceso a un buen espíritu crítico”, argumentó Ana Belén Rodríguez.

Para Noemí González, “los niños se ven enriquecidos si desde los 6 años estudian música antigua con este método. Nadie ha hecho algo parecido hasta el momento”.

Las promotoras del proyecto cultural resaltan la necesidad de conocer cómo los tiempos de aprendizaje de los niños son diferentes a los de los adultos.

“Calma y paciencia, y todo sale adelante”, resumen.

Y otro apunte: “esta música es capaz de trasladar al público hasta el año 1500 en un abrir y cerrar de ojos”.

Escrito por Alba De Pablo para INE.es

No hay comentarios sobre “La nueva generación de la Música Antigua”

Añadir un comentario.

Escribir un comentario