El Día de la Música Antigua, se lo queremos dedicar a Montserrat Figueras

El Día de la Música Antigua, se lo queremos dedicar a Montserrat Figueras

  • Comentar
  • Imprimir
  • Compartir

Con este interesante título, “Día Europeo de la Música Antigua”, internacionalizado como European Day of Early Music, hoy 21 de Marzo, se pretende fomentar y divulgar las músicas pretéritas, aquellas compuestas antes de que el siglo XVII empezase a desaparecer, y que tanto auge están teniendo desde la segunda mitad del pasado siglo.

Este día coincide con el inicio de la Primavera, y el nacimiento de Johann Sebastian Bach (21 de marzo de 1685, según el calendario Juliano).

El DÍA EUROPEO DE LA MÚSICA ANTIGUA se celebró por primera vez en 2013.

Falta mucho por hacer, pero aquí tenemos una buena iniciativa que abrirá las puertas a la música del Medioevo, el Renacimiento y el Barroco.

A lo largo de todo el día de hoy se podrán disfrutar de una serie de conciertos y eventos relacionados con este repertorio por toda Europa.

Es una maravillosa inciativa, que esperemos encuentre una gran acogida y sea objeto de numerosas ediciones en los años venideros, porque no se nos ocurre mejor de manera de festejar la efeméride del nacimiento de Johann Sebastian BACH, que con la celebración de este día tan especial dedicado a la Música Antigua.

Nosotros queremos rendir homenaje hoy a una mujer que ha sido La Voz de la Música Antigua.

IN MEMORIAM MONTSERRAT FIGUERAS

La maravillosa Montserrat Figueras.

Tenía una voz del fondo de los tiempos.

El estilo de Figueras cantando música Antigua estaba al tiempo enraizado en fuentes históricas y animado por una gran libertad de expresión personal.

Tenía la fenomenal habilidad de hacer que la música antigua sonara viva y en el presente.

Su voz era como una vibración en el silencio, la voz de la Sibila que se elevaba potente y melancólica.

Para mi, es la voz que ilumina la Música Antigua, su registro y su calidez parecían haber nacido para cantar música antigua.

Desde pequeña bebió de la influencia musical de su familia melómana.

Montserrat FiguerasAsí se comenzó a forjar una vocación que abrió la puerta a una de las voces más sublimes de la música antigua, por su insaciable capacidad de innovación e investigación, pero también por algunas de sus interpretaciones históricas, que la convirtieron en leyenda viva: las arias y lamentos de Monteverdi o “El Canto de la Sibila”.

Su trayectoria exigente y su voluntad de rigor, además de su genuina sensibilidad y su consideración ética del mundo, hacían de ella una de las personalidades “más completas e influyentes de nuestro país”.

Jordi Savall comentaba: “Todo lo que hizo estaba impregnado de luz. Le debo muchísimo como ser humano y como artista”

Montserrat estudió canto desde muy joven con Jordi Albareda y colaboró con el mítico grupo de música antigua Ars Musicae, fundado por el ingeniero Josep Maria Lamaña y en cuyo seno se había formado también, años atrás, Victoria de los Ángeles.

Desde esa época Figueras se interesó por las técnicas interpretativas del repertorio antiguo, desde el Medioevo hasta el Barroco.

En 1967 se casó con el violagambista Jordi Savall y al año siguiente la pareja se estableció en Basilea (Suiza) para proseguir estudios en la Schola Cantorum Basiliensis y en la Musikakademie Basel, con Kurt Widmer, Andra von Rahm y Thomas Binkeley.

Allí conocieron a fondo las diversas corrientes interpretativas europeas que desde la década de los cincuenta investigaban sobre interpretación con instrumentos originales.

En 1974 Figueras funda con su marido el grupo Hespèrion XX, al que le seguirán en los siguientes años La Capella Reial de Catalunya y Le Concert des Nations.

Figueras SavallEn ellos reside justamente la novedad que el matrimonio Savall-Figueras introduce en la difusión del repertorio antiguo: la versatilidad de estos grupos les permite abordar un repertorio que va desde la música pretérita de los trovadores hasta el repertorio del siglo XVIII pasando por el Siglo de Oro español, las romanzas sefarditas, la música de la corte de los Borgia o el siglo XVII francés, del que hay que recordar la recuperación de la obra olvidada de Marin Marais que protagonizaron y que la película Todas las mañanas del mundo (1991) contribuyó a popularizar.

Montserrat Figueras realizó también incursiones en el repertorio operístico (Orfeo, de Monteverdi, y Il burbero di buon cuore, de Martín y Soler), pero su quehacer artístico se recordará especialmente por su exhumación de El canto de la Sibila y su original interpretación de El Llibre Vermell de Montserrat.

Ha recibido numerosas distinciones, como el Gran Premio de la Academia del Disco Francesa y el Charles Cross.

En el mismo año recibió un premio Grammy por el disco sobre la dinastía de los Borgia, así como la Creu de Sant Jordi. Desde 2003 estaba en posesión del título francés de Oficial de la Orden de las Artes y las Letras.

La versatilidad a la hora de abordar repertorios y la carga espiritual que les insuflaba fueron sin duda las características principales de esta intérprete exigente a la hora de investigar las fuentes. Con su marido fundó además la compañía discográfica Alia Vox, encargada de la difusión de su trabajo.

Montserrat Figueras ha realizado más de 60 grabaciones. La saga Savall continúa en Arianna, hija del matrimonio, arpista y colaboradora habitual de los grupos fundados por sus padres.

A partir de los años 70, Montserrat Figueras destacó como una de las máximas exponentes de una generación de músicos para los que es evidente que la música anterior a 1800 necesitaba un nuevo enfoque técnico y estilístico.

Uno de los proyectos que la hicieron sentirse más orgullosa fue la recopilación que tituló Lux Feminae (900-1600), en la que buscó evocar la sensualidad y feminidad de la mujer como puerta de acceso al mundo espiritual.

Así lo explicó ella: Es una historia con música sobre la mujer y una invocación a la feminidad, pues ésta es la que nos permite acceder al mundo espiritual. Lo hace a partir de siete aspectos de la mujer de la antigua Hesperia, desde la Edad Media hasta el Renacimiento.

El número 7 es una cifra sagrada valorada por sabios y místicos de todas las épocas: es la unión del 4 (los cuatro elementos, los cuatro colores a partir de los cuales es posible obtener toda la paleta del arte) y del 3 (la Trinidad, la pirámide), que simbolizan la unión de todas las cosas del espíritu y la tierra, unión encarnada también en la figura de la mujer.

– “Siete son los climas, los mares, los cielos, los días de la creación, y su carácter sagrado es compartido por la música, la poesía, así como por nosotros mismos, que podemos sacralizar o dar profundidad a lo que vivimos y hacemos: más allá de la música sacra, hay una forma sagrada de hacer música.”

Montserrat Figueras

Su huella musical, artística y personal han dejado un gran legado en el mundo de la cultura. Su compromiso social y sus aportaciones al diálogo intercultural al lado de Jordi Savall la definen como una de las figuras femeninas más relevantes de nuestro tiempo.

LA GRAN MONTSERRAT FIGUERAS

Mujer, artista, madre, esposa, amiga y maestra de extrema belleza y bondad, alma luminosa, sutil y llena de sensibilidad que le dio alegria y esperanza a todos aquellos que tuveron la infinita suerte de cruzar su camino…

9 Comentarios sobre “El Día de la Música Antigua, se lo queremos dedicar a Montserrat Figueras”

  1. Francis Fran Francis dice:

    Grande

  2. Una gran artista que brillara en la historia de la Musica.

  3. Bayron Dardón dice:

    grande Montserrat Figueras

  4. María M. Hoyos dice:

    Preciosa voz <3

  5. Miguel Ocejo Cruz dice:

    Mira Etel

  6. Je l’écoute très souvent sur spotify, sa voix m’apaise !

  7. Miguel Gabriel Jaritz dice:

    ¡Excelente homenaje!

Escribir un comentario